Los Pastores Protestantes en la Plazita.

Delante de Dios que lo que les contaré es verdad. Sucedió la tarde del viernes pasado, mientras estaba sentado en una banca dándole de comer a las palomas, eran las 5:00 de la tarde exactamente.

 Llamó mi atención la discusión de dos caballeros, que empezaron a mover sus manos y apuntar el dedo hacia arriba, con el tiempo me di cuenta que discutían de asuntos doctrinales y de la fe, los caballeros eran pastores, de esos protestantes, todos eran de distintas épocas, del 1500’s, del 1700’s, del 1800’s y había uno del 2000 y tantos.

Image

 

Los dos primeros discutían de algo relacionado en cómo funciona la tierra

“Ja Ja ¿Cómo vas a creer que existe algo más fuera de los 4 limites de la tierra? ¡Es absurdo! todos sabemos que existe un final en el mar, la biblia es clarísima en eso”

 – “Yo solo digo que existen nuevas ideas que Copérnico propone, debido a la observación de los astros y sus movimientos”

–  “¡Pero todos sabemos que Copérnico es un hereje y va en contra de las leyes de Dios!”

 

En eso, desde mi banca observé llegar a otro ministro, este parecía ser del 1700

-“Esclavo, quédate lejos de donde estamos, no vaya a ser que nos contagies tu enfermedad con la cual sufres, todos sabemos que Dios nos ha hecho diferentes, enfermedades para ustedes los negros y enfermedades diferentes para nosotros los blancos. Dios sabe que pasaría si nos contagiaras”- “Si amo”

 

 Escuché que al pastor que recién llego le causó una risa imparable escuchar que discutían asuntos de la forma de la tierra, él se burló de su forma de ver el mundo y de las fábulas que contaban de los confines de la tierra -“Todos saben que del otro lado están las Américas, El Nuevo Mundo” . Me di cuenta que los demás quedaron atónitos y no aceptaron lo que el pastor recién llegado comentó.

 

Después llegó otro ministro con su esposa, ¡Todos quedaron abrumados y horrorizados! Yo no entendí cuál era el problema de tener una esposa de color de piel oscura, a mí me pareció una mujer muy hermosa. -“¡Buenos días señores! Les presento a Abdou, mi esposa” Ellos saludaron de manera disimulada, sin mirarla a los ojos.

 

Casi acabándose el alimento de las palomas una mujer se acercó a la reunión de los caballeros protestantes -“Escuché que discutían de teología, como soy seminarista, me gustaría unirme a su discusión, claro si ustedes lo permiten”. Todos dieron una risotada que se escuchó mas fuerte y llegó más alto que sus oraciones “JaJaJaJa, una mujer como ministro o ¿cómo se dice? ¿ministra? Jajajajaja ¡Es una locura!”, por lo cual la mujer indignada con la suficiente madurez y sin ganas de debatir con personas cerradas e indispuestas a escuchar algo diferente, se retiró. “Hasta yo se cuál es mi lugar como mujer y esposa del pastor” – Dijo Abdou.

 

En eso llegó el Pastor del 2014, mencionando que a su ciudad llegaría una persona interesante, un doctor innovador y “enviado por Dios”. -“Este médico dice curar una de las peores enfermedades de nuestros tiempos” – “¿La gripa?” “¿La Peste bubónica?” “ ¿La Difteria?”, a lo cuál el pastor más moderno contestó casi entre risas -“No, me refiero a la homosexualidad”

Por lo cuál todos estos buenos y sinceros hombres a una voz y con la certeza de que los tiempos no cambian y con la convicción que la biblia y su interpretación es la misma ayer, hoy y por los siglos gritaron ¡Gloria a Dios por ese Médico!

Anuncios

Un comentario en “Los Pastores Protestantes en la Plazita.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s